Westin Hamburgo, el hotel situado en pleno distrito Patrimonio de la Humanidad

La hora del trench

La hora del trench

El clima, la música, la elegancia del tailoring, esa ironía en los detalles, los colores… Existen pocas marcas que se asocien tanto al carácter de un país. Sí, estamos hablando de Burberry.

 

Igual que Dior o Chanel son París, Burberry es Londres. Cuando pensamos en la ciudad olímpica nos vienen a la cabeza los autobuses de dos plantas, Picadilly Circus, el té de las cinco de la tarde, el Big Ben, la sede de Scotland Yard, la lluvia… y un trench para protegerte de ella. Y si hablamos de esta prenda el siguiente paso es hacerlo sobre la marca y su interesante historia.

 

En 1856, Thomas Burberry, aprendiz de pañero, abrió una tienda de ropa de abrigo en el pequeño pueblo inglés de Basingstoke, Hampshire. Inquieto y amante del diseño, estudiaba continuamente métodos de mejora en la comodidad y rendimiento. Así, en 1870 ya se había corrido la voz y los amantes del deporte viajaban hasta su tienda para comprar equipamiento para practicar actividades al aire libre, como la caza, la pesca, el ciclismo o la equitación ya que sus resistentes abrigos, chaquetas, kilts y los pantalones de montar proporcionaban una fuerte protección contra el viento, las tormentas, el frío y las rozaduras.

 

 

A finales de la década de 1870, Burberry fabricó un tejido de alto rendimiento hecho a base de algodón egipcio con una trama muy cerrada y con fibras largas. Después,  trató el tejido con un proceso de impermeabilizado único que, lo hacía, además anti-rozaduras y permitiía su uso todas las épocas del año. Lo llamó “gabardina“, inspirándose en cómo llama Shakespeare al abrigo de Calibán en La tempestad.

En este mismo tejido de gabardina, Burberry hizo ropa para exploradores oficiales del ejército británico e incluso a montañero. En su famosa carrera hacia el Polo Sur en 1911, el explorador noruego Roald Amundsen confió en el equipamiento de la firma para ser el primero en llegar. Más tarde, Sir Ernest Shackleton fue vestido de Burberry de pies a cabeza en su travesía por la Antártida y aseguró que fueron las capas de la gabardina las que le ayudaron a salvar a un miembro de su equipo que estuvo perdido sin refugio durante dos días. Finalmente, en la Primera Guerra Mundial el ejército británico llevó medio millón de abrigos de gabardina que Thomas Burberry adaptó añadiendo hebillas con forma de D para asegurar una cartera que contenía granadas, mapas y cantimploras; trabillas en las hombreras para la cartera, los prismáticos y una máscara de gas; y pechera para apoyar el rifle a la hora de disparar. Nacía el abrigo trinchera, el primer trench y uno de los básicos esenciales del vestidor de cualquier persona.

 

 

Hoy la marca que abandera como nadie el estilo british, sigue haciendo historia gracias a otro visionario.

En 2001, y después de haber pasado por las manos de Roberto Menichetti, entre otros, asumía la dirección creativa un chico tímido, británico hasta la médula y hasta la fecha poco conocido, formado en las inmejorables escuelas de los talleres de Donna Karan y Gucci. Christopher Bailey veni, vidi, vici. Llegó a la casa, vio que era urgente resurgirla del punto aburrido, vacío de estilo y casi apolillado en el que estaba estancado, y devolvió la marca a la palestra del lujo, del cool y del must-have.

 

 

Su intención no es crear un nuevo Burberry que haga olvidar los fracasos pasados, al contrario. Bailey se siente orgulloso de pertenecer a una casa con tanta historia y basa su trabajo en los guiños a los inicios de Thomas Burberry. “Mi estrategia no ha sido intentar cambiar todo y empezar de cero sino buscar en sus archivos y reinterpretar algunas ideas, crecer en imagen y, con todo ello, darle un aire de modernidad”, ha afirmado. Es así cómo una marca puede vanagloriarse de vestir tanto a la Casa Real británica como al sector más transgresor.

Las siluetas se han modernizado, los accesorios han tomado protagonismo y el icónico trench que ha logrado que Burberry trascienda todo tipo de modas y haya cumplido ya 156 años, ha entrado en un proceso de metamorfosis sin fin.

 

 

Temporada tras temporada surge la quiniela ¿cómo presentará Bailey sus trenchs en esta ocasión? Colores flúor, faldas de vuelo, siluetas ultra skinny, tachuelas, lúrex, plumas, pieles preciosas, tweed, gemas, lino, neopreno… parece que ya se hayan agotado los materiales con los que versionar esta prenda pero siempre vuelve a sorprender con una nueva propuesta para todos los gustos y es que en palabras del diseñador, “la gabardina es como los jeans, la puede llevar todo el mundo, grandes, chicos, chicas o menores. Siempre será la pieza clave de la casa”.

 

 

Pero no sólo de telas y patrones vive el hombre. Christopher Bailey, además de ser el Director Creativo de todas las líneas de la casa tanto para adulto como para niño, supervisa la creación de sus relojes, gafas y perfumes, crea el ambiente de todas sus tiendas y dirige cada una de sus campañas publicitarias (la última es una genial adaptación del cine negro de los 50). Además, está directamente involucrado con la Fundación Burberry, una organización que promueve el lanzaminto de todo tipo de talentos emergentes de la música, el arte y la moda británicas. ¿Te parece poco? Pues también ha participado en la mayor revolución digital que ha podido sufrir una firma de moda: Burberry fue pionero en las retransmisiones en livestreaming de sus desfiles a través de webs de todo el mundo (una de ellas en 3D y otra a través de las pantallas de Picadilly Circus), ha presentado campañas en movimiento, ha celebrado trunk shows con la posibillidad de comprar las prendas de la pasarela en tiempo real mientras se celebra el desfile, ha desarrollado un tweet talk narrando en Twitter todo lo que ocurre en el backstage… Estamos deseando saber qué será lo siguiente…

 

 

“He comprendido desde el día en que entré en esta fascinante casa que ahora soy yo quien guarda las llaves, pero sólo me considero un guardián y voy a seguir pasándolas. Soy una página en medio de 150 años de historia”. Si todas las páginas son así… ¡Larga vida a Burberry!

 

 

© Burberry

 

 



Share 'La hora del trench' on Bitacoras Share 'La hora del trench' on Delicious Share 'La hora del trench' on Digg Share 'La hora del trench' on StumbleUpon Share 'La hora del trench' on Tumblr



© El contenido de Pasión Lujo - Le Blog (textos y fotografías) está protegido por Derechos de Autor.
No podrá ser utilizado o reproducido, ni totalmente ni parcialmente, sin el permiso expreso de los propietarios de los Derechos de Autor.




Artículos relacionados
Rouge Dior Lipstick estrena embajadora

Rouge Dior Lipstick estrena embajadora

El icónico pintalabios rojo de Dior, Rouge Dior Lipstick, estrena campaña y con ella nuevo spot y nueva embajadora. En esta ocasión es...

  Jared Leto, el nuevo rostro de Gucci Guilty

Jared Leto, el nuevo rostro de Gucci Guilty

La firma de lujo italiana Gucci ha lanzado la nueva campaña de su perfume Gucci Guilty y para el vídeo de campaña ha apostado por un...

  Lily James, el rostro de My Burberry Black

Lily James, el rostro de My Burberry Black

Bella, sensual, femenina y enigmática. Así protagoniza Lily James la campaña del nuevo perfume de Burberry, My Burberry Black, la...

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.