Westin Hamburgo, el hotel situado en pleno distrito Patrimonio de la Humanidad

David Lynch plasma su arte en una botella de Dom Pérignon

David Lynch plasma su arte en una botella de Dom Pérignon

El arte y el lujo se cogen de la mano una vez más para crear algo extraordinario. Esta vez le ha tocado el turno a David Lynch, que ha sido elegido por la conocida marca de champagne francés Dom Pérignon para reinventar las botellas de dos de sus espumosos estrella: Vintage 2003 y Rosé 2000.

Bajo el lema “La fuerza de la creación”, el cineasta ha dado rienda suelta a su imaginación y ha trasladado su particular estética a unas botellas que parecen cobrar vida entre una eclosión de luces y sombras… como si una explosión de juegos artificiales se tratase. Una auténtica obra de arte digna de albergar a uno de los mejores champagnes del mundo.

 

 

 

El conocido director, famoso por la serie de televisión “Twin Peaks” y películas como “El Hombre Elefante” o “Terciopelo Azul”, estuvo muy cómodo con el proyecto desde el principio, pues le dieron carta blanca para hacer y deshacer a su antojo, lo que aprovechó para experimentar nuevas formas de arte. Para ello, se encerró en el estudio de su amigo Gary D’Amico -experto en efectos especiales- en Los Ángeles y dejaron volar su imaginación, “fueron dos días de shooting excitantes, probando numerosas experiencias con la electricidad, la luz, el humo, las chispas… y un dispositivo móvil”, cuenta Lynch.

 

 

 

 

El resultado, además de sorprendente, es sofisticado y elegante, calificativos que siempre van de la mano del mejor champagne. Y es que, aunque se nota el toque surrealista de Lynch, la esencia de Don Pérignon sigue estando presente en su envoltorio. Para ello se inspiró en Richard Geoffroy, jefe de cava de la marca de champagne, “la creatividad debe expresar la naturaleza profunda de una cosa”, afirma el artista.

 

 

    

 

Al primer golpe de vista, la luz destaca sobre los demás elementos, envuelve la botella, la acaricia, le da movimiento… en definitiva, cobra vida, como el Dom Pérignon cuando le dejamos campar a sus anchas en nuestra boca. ¿Verdad que parece tener vida propia?

 

 

Aunque la última creación de Lynch ya se presentó en una gran fiesta en Los Ángeles, no estará a la venta hasta el próximo otoño, en edición limitada, por lo que sólo unos contados paladares podrán degustar esta obra de arte.

 

©  Fotos:  Dom Pérignon



Share 'David Lynch plasma su arte en una botella de Dom Pérignon' on Bitacoras Share 'David Lynch plasma su arte en una botella de Dom Pérignon' on Delicious Share 'David Lynch plasma su arte en una botella de Dom Pérignon' on Digg Share 'David Lynch plasma su arte en una botella de Dom Pérignon' on StumbleUpon Share 'David Lynch plasma su arte en una botella de Dom Pérignon' on Tumblr



© El contenido de Pasión Lujo - Le Blog (textos y fotografías) está protegido por Derechos de Autor.
No podrá ser utilizado o reproducido, ni totalmente ni parcialmente, sin el permiso expreso de los propietarios de los Derechos de Autor.




Artículos relacionados
Dom Pérignon Vintage 2004 sufre una “metamorfosis”

Dom Pérignon Vintage 2004 sufre una “metamorfosis”

El champán más deseado del mundo sigue innovando en su proyecto “Power of Creation” y en este caso se ha unido a la...

  Nace la laca de uñas ‘rojo Louboutin’

Nace la laca de uñas ‘rojo Louboutin’

Hace 25 años, Christian Louboutin creó la que hoy es una de las firmas de zapatos más lujosas y apreciadas del mundo. Además de la...

  Dom Pérignon cambia su histórica etiqueta en honor a Felipe VI

Dom Pérignon cambia su histórica etiqueta en honor a Felipe VI

Los hechos históricos se merecen una celebración a la altura, y para estas ocasiones, nada mejor que brindar con el que ha sido...

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.